Compartir:

Clima en Egipto: dos estaciones y múltiples opciones

El país más enigmático del mundo ofrece dos estaciones principales: un invierno suave de noviembre a abril y un verano con personalidad desértica de mayo a octubre.

Aunque cada zona tiene sus peculiaridades, el clima en Egipto se presenta idóneo para disfrutar de las diferentes actividades: ya sea maravillarse en sus museos, bucear entre corales o sentir la experiencia en el desierto: solo apto para valientes.

¿Quieres conocer más sobre el clima en uno de nuestros países preferidos? Te contamos todo a continuación. No te lo pierdas.

El clima en Egipto|La influencia del desierto

Hablar de Egipto, es hablar del desierto. Y de las pirámides...o del Mar Rojo, entre otros muchos atractivos que presenta el país.

Esta configuración histórica y paisajística ha propiciado un país perfecto para el viajero, que puede encontrar relax, aventura e historia: todo en un mismo país.

A todos estos atractivos se suma un clima para escapar de los meses de frío. Una temperatura en gran medida influenciada por el paisaje desértico del país, el cual ha estructurado Egipto tal y como lo conocemos hoy en día.

Dicho esto, y aunque las temperaturas son bastante elevadas en verano según la zona, también existe un Egipto invernal, con temperaturas bajas e incluso se han registrado años donde ha nevado.

Ya que así es el desierto: extremo y único. Como el clima de Egipto.

Veranos calurosos

Aunque luego entraremos en detalle según la zona, de media las temperaturas en verano se sitúan entre los 30 y 22 grados.

En cuanto a la lluvia, son prácticamente inexistentes.

En definitiva, el verano es muy caluroso, especialmente en el desierto donde no existe cobijo.

Por ello, si vas a visitar Egipto en verano, te recomendamos tener en cuenta las medidas necesarias para protegerte.

Inviernos moderados

Mientras que los veranos son más extremos, los inviernos son agradables, con temperaturas medias entre 14 y 9 grados.

Primavera de vientos

En la primavera, en ocasiones se produce un fenómeno conocido como Siroco, el viento cálido del desierto que provoca el movimiento de grandes cantidades de arena y tormentas en el desierto, además de incrementar la temperatura.

Según la zona

Si vas a visitar en Egipto, o hacer un recorrido, ten en cuenta que cada zona cuenta con sus propias particularidades. Veamos:

Costa| Alejandría se trata de la ciudad con más lluvias del país, pero aún así son escasas. Como ejemplo, tiene de media 200 mm al año mientras que El Cairo 100mm y Asuán en el sur 2mm. En cuanto a la media de temperaturas se aproxima a las medias del país.

Interior| Las diferencias entre el máximo y el mínimo ofrecen un mayor contraste. Como ejemplo, en Asuán las temperaturas en verano rondan entre los 26 y 42 grados, mientras que en enero se sitúan entre los 8 y 23 grados.

Sinaí -Mar Rojo| En esta zona con marcado carácter desértico, no existen casi lluvias.

Verano: 28 y 37 grados

Invierno: 13 y 21 grados

La mejor época para visitar Egipto

Todo depende de tus preferencias, pero si vas a visitar diferentes zonas del país, los meses con clima más suave son marzo, abril, octubre y noviembre, cuando las temperaturas rondan entre los 14 y 20 grados.

Si estás pensando en un turismo de relax para darte un chapuzón, entonces te recomendamos visitar el país en julio, agosto o septiembre.

Conoce más de este enigmático país, con nuestra guía de viaje de Egipto.

Anterior Historia de Turquía
Siguiente Cervecería Hofbräuhaus

Ofertas Relacionadas

Nilo Clásico

7 noches
Desde 999 €
Consultar

Egipto Básico

7 noches
Desde 890 €
Consultar

Egipto Básico al Completo

7 noches
Desde 990 €
Consultar

Categorías

Artículos relacionados