Compartir:

Un viaje por el enigmático arte de Egipto

En Egipto, los ecos de las civilizaciones antiguas conviven con el presente, para devolver con país plagado de misterio, y que aun hoy en día presenta muchos enigmas.

Unos enigmas que, mezclados con el desarrollo de su historia y el paisaje, ofrece un país que despierta al explorador que todos llevamos dentro.

Tumbas insondables. Pirámides misteriosas que resisten el paso del tiempo. Templos de culto faraónico...Son solo algunas piezas del rompecabezas egipcio, donde podrás visitar el Valle de los Reyes que acoge la tumba del mismísimo Tutankamón o dar una vuelta por el Museo del Cairo para empaparte de la historia. O ¿Por qué no? Adentrarte en el desierto para conocer nuevas sensaciones y formas de vivir.

Así, Egipto se presenta como un país, además de aventurero, plagado de vestigios de arte que han llegado hasta nuestros días gracias a la concepción de la antigua civilización sobre las manifestaciones artísticas.

Hablar de Egipto es hablar de arte. De historia. De conocimiento. Y por ello no es de extrañar que acoja cada año a miles amantes del arte, curiosos o expertos para conocer de cerca el arte de Egipto.

Por ello, hoy en Iberojet te llevamos de viaje por las claves del arte egipcio... ¿Empezamos?

Bocetando el arte egipcio

Si te decimos arte egipcio, seguramente se te vengan a la mente algunas imágenes claras. Esto es en parte porque es uno de los más conocidos de la Antigüedad... ¿Los motivos? Por un lado, las creencias religiosas de ultratumba se han guardado con celo y sobrevivido hasta nuestros días, y por otro lado, el empleo de la piedra en sus templos y tumbas ha propiciado la conservación de sus monumentos.

Unos factores incrementados por el hecho de que las obras egipcias tienden al gigantismo, por lo que muchos de sus edificios y esculturas son colosales.

Pero no solo eso, la pintura y la escultura en relieve aplicada en sus monumentos funerarios y templos, junto con sus jeroglíficos también han contribuido a la difusión de su arte, con las principales manifestaciones a través de la arquitectura, la pintura y la escultura.

Un poco de historia

Al hablar de la cronología del arte egipcio, se distinguen tres periodos marcados por el Imperio Antiguo (2920- 2060 a.C.), el Imperio Medio (2060 – 1670 a.C.) y por último el Imperio Nuevo (1580 – 1651 a.C.)

Así, durante la primera etapa, se crearon los primeros conjuntos funerarios, presididos por una pirámide. En cuanto al Imperio Medio, la principal característica es que los templos dejan atrás las pirámides para formar un conjunto independiente y monumental cavados en la roca, lo que conoce como hipogeos.

Por último, el Imperio nuevo es una de las épocas más notables, donde los templos de cubren de riquezas y pinturas, siendo un ejemplo el Valle de los Reyes.

Egipto, el arte y la muerte

El arte egipcio supone la materialización de sus creencias relacionadas con la muerte y la religión, el epicentro de su cultura, donde el más allá era una extensión de la vida terrenal.

En definitiva, el arte egipcio se puede disfrutar hoy en día y es la excusa perfecta para viajar a un país que ofrece la posibilidad de sumergirse en el arte, disfrutar con las costumbres locales y ampliar fronteras para conocer uno de los pueblos más generosos.

Entre visitas a museos y monumentos, si tienes la oportunidad te recomendamos escaparte a un ahwas, los cafés tradicionales, donde entre sonidos de fichas de dominó y aromas a canela o hibisco, podrás tomarte un café o té que recordarás para siempre.

¿Cuándo vas a explorar Egipto? Descubre más con nuestra guía de viaje de Egipto.

Anterior Las mejores playas de Alemania
Siguiente Gastronomía egipcia: Sumérgete entre sus sabores

Ofertas Relacionadas

Lago Nasser

11 noches
Desde 1.588 €
Consultar

Nilo Clásico al Completo

7 noches
Desde 1.087 €
Consultar

Nilo Clásico

7 noches
Desde 968 €
Consultar

Categorías

Artículos relacionados