Viaje a Grecia: Circuito Santorini, Mykonos y Atenas

Duración 8 día/s, 7 noche/s
  • NOV
  • DIC
  • ENE
  • FEB
  • MAR
  • ABR
  • MAY
  • JUN
  • JUL
  • AGO
  • SEP
  • OCT
Circuito: Santorini, Mykonos y Atenas
DURACIÓN: 8 día/s, 7 noche/s
Un viaje de ensueño

Santorini, Mikonos y Atenas, tres nombres evocadores que todo viajero tiene apuntados en su agenda. Ahora, por fin, tienes al alcance de tu mano la posibilidad de conocer estos tres lugares en un solo viaje. Podrás disfrutar de los restos arqueológicos de una civilización tan importante como la griega, de los preciosos pueblos junto a la costa, de una gastronomía deliciosa y de la siempre maravillosa presencia del Mediterráneo.

Itinerario

Día 1: España — Santorini. Comienza nuestro viaje helénico

RÉGIMEN Alojamiento
Transporte Vuelo
ALOJAMIENTO Hotel

Si hay una isla griega conocida y románticamente deseada, esta es Santorini. Y hasta allí volaremos desde España para disfrutar de ocho días inmersos en la belleza de la cultura griega. Habremos de estar en el aeropuerto dos horas antes de que salga nuestro vuelo. Una vez aterrice el avión, nos dirigiremos a nuestro hotel para acomodar nuestro equipaje. Nos espera una primera jornada libre, sin horarios ni itinerarios preestablecidos, para recorrer las calles de la isla a nuestro ritmo.

Santorini es una isla de origen volcánico y con forma de media luna debido al hundimiento de la caldera del volcán. La explosión provocó un maremoto y graves daños en la civilización minoica de Creta, además de dar lugar, según algunas teorías, al mito de la Atlántida, del que habla Platón en sus Diálogos.

Antiguamente Santorini se llamó Théra y Kallisté, que significa «la más hermosa». El nombre actual es de origen italiano, herencia de los mercaderes venecianos medievales que llegaron hasta la isla y quisieron rendir homenaje a la patrona del lugar, Santa Irene de Tesalónica. Pero, sin duda, la hermosura a que hace referencia el anterior topónimo es la seña de identidad de esta isla, en la que las casas de paredes blancas y ventanas y puertas azules conforman, junto a los espectaculares acantilados, un escenario de película. Después de recorrer sus calles regresaremos a nuestro hotel para descansar.

Día 2: Santorini. La isla de las dos caras

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Tras desayunar en nuestro hotel nos aguarda la aventura de seguir descubriendo Santorini y los innumerables encantos que ofrece al viajero. Su forma de media luna es también un símbolo de las dos caras de la isla: por un lado, la calma y el sosiego de sus playas y sus aguas azules; por otro, el ajetreo de la fiesta al caer la noche.

La capital de la isla, Thira, es el lugar perfecto para observar el hueco que dejó el volcán cuya erupción formó las islas. Además de sus construcciones típicas, en un paseo por sus callejuelas descubriremos la catedral católica, la catedral ortodoxa y un museo arqueológico.

Más turístico resulta Oia, cuyos acantilados son el marco perfecto para una estampa mágica del atardecer. La típica estampa de las postales, con casas cuadradas de paredes blancas y cúpulas azules, tiene allí su máximo exponente.

De estilo medieval es Emborio, un núcleo urbano de calles estrechas y castillo en lo alto. Y para los amantes del arte bizantino se impone una vista a Messa Gonia, donde también llaman la atención los paisajes de viñedos.

En Akrotiri encontraremos un yacimiento arqueológico junto a los restos de la antigua ciudad minoica, pero también playas paradisíacas, de arena blanca y roja, algo más tranquilas que otras en la isla.
En cualquiera de las calles de estos lugares encontraremos tiendas de artesanía donde hacer compras de joyas hechas a mano, así como esculturas o textiles bordados.

Y entre paseo y paseo, nada como disfrutar de una buena copa de vino acompañando platos típicos como las keftedes (bolas de carne picada) o los dolmades (un guiso de carne acompañado con hojas de vid), además de pescados y mariscos locales y un postre típico como la baklava (tarta con hojaldre, miel y almendras).

Al caer la noche, Santorini deja ver su lado más bullicioso, con bares y discotecas a pie de playa que permiten disfrutar de música junto al mar. Y así, con la mochila llena de sensaciones, llegamos al final del día y nuestro hotel nos espera para descansar y cargar pilas para una nueva jornada.

Día 3: Santorini — Mykonos. Descubriendo el encanto de la isla cosmopolita

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Ferry
ALOJAMIENTO Hotel

Nuestro tercer día en Grecia nos llevará hasta Mykonos, la isla más cosmopolita del archipiélago de las Cícladas. Hasta allí llegaremos en barco desde Santorini, para después desplazarnos a nuestro hotel y dejar nuestro equipaje. El resto del día dispondremos de tiempo libre para descubrir la isla, que destaca por sus playas y su vida nocturna.

Mykonos cuenta con varias poblaciones, entre las que destaca su capital, llamada Mykonos o Jora. Es una pequeña urbe de construcciones cúbicas, encaladas, que se levantan en calles estrechas a lo largo de una llanura. Entre sus principales atractivos encontramos la Pequeña Venecia, con casas típicas de balcones y pórticos a la orilla del mar; el Barrio del Castillo, con casas medievales que conforman una suerte de muralla en cuyo interior encontramos el conjunto de iglesias de Paraportianí, monumento nacional; los Molinos de Viento, estampa típica de la parte más elevada de la isla; y la Casa de Lena, vivienda elegante decimonónica por antonomasia.

Por las calles de Mykonos puede que también nos encontremos con Petros, un pelícano que se ha convertido en el icono de la isla. Al terminar el día, nos esperará nuestro hotel para relajarnos y preparar nuevas rutas para la siguiente jornada.

Día 4: Mykonos. La Ibiza griega

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

A pesar de tratarse de una isla pequeña, Mykonos ofrece al viajero un sinfín de posibilidades para disfrutar de experiencias únicas. Hoy podremos descubrirlas en una jornada libre que comenzará tras el desayuno en nuestro hotel. Quienes sean amantes de la cultura griega pueden visitar tres colecciones de gran interés: las del Museo Arqueológico, el Museo Etnográfico y el Museo Naval. También son imprescindibles los monasterios de Kastro y de Panagia Tourliani, con una arquitectura típica del archipiélago.

Pero Mykonos es también el lugar perfecto para descansar con un toque chic: sus playas son de los lugares más visitados, pues en ellas se conjugan paisajes de ensueño y aires de libertad. No en vano, muchas de ellas son nudistas. Tomar el sol es un buen plan, pero quienes prefieran practicar deporte pueden elegir entre snorkel, buceo o windsurf.

Al caer la noche no desciende la actividad en Mykonos: de hecho, le llaman «la Ibiza griega» por el insaciable ritmo de sus pubs y discotecas. Tomar una copa viendo el mar es toda una experiencia para terminar el día antes de descansar en nuestro hotel.

Día 5: Mykonos. El encanto del mito

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Amanece en Mykonos y, tras el desayuno, nos aguarda un nuevo día lleno de rincones mágicos por descubrir. Uno de ellos es Delos, una pequeña isla a la que se puede llegar en barcos de excursión desde el Puerto Viejo de Mykonos. Tras media hora de travesía, descubriremos un lugar donde solo habitan las leyendas y el rumor de la historia. Se trata de un recinto arqueológico protegido por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad, que en su día fue la isla más sagrada de la antigua Grecia. Cuenta la mitología que allí nació Apolo, el dios de la belleza y de la luz, fruto de la infidelidad de Zeus con Leto. Hera, esposa de Zeus, perdida de celos, prohibió nacer o morir en la isla.

Precisamente en honor de Apolo se levantó una de las construcciones más importantes de la isla, el Santuario de Apolo; también destacan la terraza de los leones, un teatro del siglo III a. C. y los templos de Heras e Isis. Y si se dice que Mykonos es la isla más cosmopolita de las Cícladas es por la cantidad de tiendas que allí se ubican. La calle Matogianni es la más importante, con tiendas típicas de regalos y también grandes firmas internacionales, pero todas ellas con un denominador común: la arquitectura tradicional en blanco y azul.

Al concluir el día regresaremos a nuestro hotel para hacer las maletas: mañana nos espera Atenas.

Día 6: Mykonos — Atenas. Un paseo por el germen de la civilización occidental

RÉGIMEN Desayuno
Transporte Ferry
ALOJAMIENTO Hotel

Después del desayuno tendremos unas horas para recorrer las calles de Mykonos, para después tomar el ferry hasta Atenas. Tras dejar las maletas en nuestro hotel dispondremos de tiempo libre para perdernos por la capital de Grecia, que conjuga su nutrido patrimonio histórico con la modernidad de una capital europea.La historia de Atenas se remonta a más de tres mil años, lo que hace de ella una de las urbes más antiguas de toda Europa. Su gran esplendor tuvo lugar durante la Grecia clásica, con una pujante economía y una cultura desbordante, que influyó en el posterior Imperio Romano y en nuestra civilización occidental. Como emblema de esta cultura clásica encontramos el famoso Partenón en la Acrópolis, que es sin duda el primer monumento al que se dirige el viajero nada más llegar a la capital griega.

Pero antes de sumergirnos en la historia, nos llamará la atención el bullicio de las calles atenienses. En el Mercado de Monastiraki encontraremos una gran variedad de recuerdos y en Plaka, el barrio comercial por excelencia de la ciudad, disfrutaremos de coloridas calles románticas y apetecibles terrazas.

Entre los lugares con mejores vistas de la ciudad se encuentra la colina del Filipapo, un enclave único para ver el atardecer y contemplar el Partenón. Sus vistas rivalizan con las del Monte Lycabettus, desde donde se divisa toda Atenas con una panorámica espectacular de la Acrópolis. Así llegamos al final del día, el momento para descansar en nuestro hotel.

Día 7: Atenas. Descubriendo los tesoros clásicos

RÉGIMEN Desayuno
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Acrópolis con entrada Panorámica de Atenas
ALOJAMIENTO Hotel

La última jornada en Grecia nos tiene reservado un viaje en el tiempo: tras el desayuno disfrutaremos de una visita panorámica para descubrir algunos de los mayores tesoros de Atenas. Arrancamos en la Plaza de la Constitución o Plaza Syntagma, centro de la ciudad y corazón de los atenienses. Allí se levantó el pueblo en 1843 para ordenar al rey Otón que se redactase una Carta Magna. Preside la plaza el Parlamento, con la Tumba del Soldado Desconocido justo enfrente, custodiada por los Evzoni, dos guardias vestidos con uniforme tradicional.

Avanzamos hacia lo que se conoce como la «Trilogía Neoclásica»: la Biblioteca Nacional, la Universidad y la Academia. Se trata del centro de la vida intelectual de la ciudad, alojada en tres palacios neoclásicos del siglo XIX que cuentan con una rica decoración interior y bellos jardines exteriores. Al pasar por la calle Heredou Atticus nos sorprenderá el Palacio Real, ahora Palacio Presidencial, también neoclásico.

Seguimos camino hacia la Acrópolis y descubrimos, entre otros restos arqueológicos, el Estadio Olímpico (construido en mármol blanco, que acogió los primeros Juegos Olímpicos de la era moderna, en 1896) y el Arco de Adriano (levantado en mármol del Monte Pentélico).

Y llegamos así a la Acrópolis ateniense, «la ciudad alta», que tenía una función defensiva y también de culto. Allí se entra por la puerta de los Propileos, que enseguida nos deja ver el templo de Atenea Niké, el Partenón y el Erecteión, con su tribuna sostenida por tres cariátides. Después de este paseo por la Grecia clásica dispondremos de la tarde libre para perdernos por Atenas como un ciudadano más antes de regresar a nuestro hotel.

Día 8: Atenas — España. Regresamos a casa

RÉGIMEN Desayuno
Transporte Vuelo

Llegamos al final de nuestro viaje, pero antes de poner rumbo al aeropuerto para volar de vuelta a casa dispondremos de unas horas de tiempo libre después del desayuno. Es el momento perfecto para completar nuestro álbum fotos o hacer las compras de los regalos de última hora con inconfundible sabor heleno.

Alojamientos previstos o similares

Los hoteles previstos según la categoría seleccionada serán los siguientes:

Nuestro producto más habitual, hoteles de 4* y los mejores 3* seleccionados tras años de experiencia. Para Francia y Alemania, que usan un criterio de clasificación diferente, se utilizarán hoteles de 3* identificados como 3* S.

Petinos Beach
Platis Yialos, Grecia

Petinos Beach

Royal Myconian Resort & Thalasso Spa Center
Elia, Grecia

Royal Myconian Resort & Thalasso Spa Center

Nuestro producto más accesible, basado en hoteles de 3* con la mejor relación calidad/precio. Para Francia y Alemania, que usan un criterio de clasificación diferente, se utilizarán hoteles de 2* identificados como 2* S.

Aphrodite Beach
Kalafatis, Grecia

Aphrodite Beach