Viaje a China: Circuito China clásica: Beijing, Xi'an y Shanghai

Duración 9 día/s, 7 noche/s
Desde 1.636 €
Ver disponibilidad
Gran Viaje: China clásica: Beijing, Xi'an y Shanghai
DURACIÓN: 9 día/s, 7 noche/s
Desde 1.636 €
Ver disponibilidad
La gran aventura que estabas esperando

China está justo ahí, esperando a que des el paso y vayas a desvelar todos sus misterios. Por muy lejos que parezca que se encuentra, ahora está mucho más cerca que nunca, tanto que podrías tocarla con la punta de los dedos. El bullicio de sus ciudades, la grandeza de su pasado, la belleza de sus espacios naturales… Todo eso y mucho más tiene China, y lo tiene solo para ti.

Itinerario

Día 1: España – Beijing. Comienza el gran viaje

RÉGIMEN Sin comidas
Transporte Vuelo

Hoy nos hemos levantado y notamos que todo tiene otro color. Quizá es porque es el día en el que emprendemos nuestro viaje a China, el gigante asiático. Estamos eufóricos y llenos de energía, pero aún quedan por terminar algunos preparativos antes de empezar la aventura.

Debemos rematar el equipaje y comprobar que no nos olvidamos nada, trasladarnos al aeropuerto, facturar las maletas, pasar por el control y embarcar. Es un protocolo un poco pesado, pero es imprescindible, así que lo mejor es que sonriamos y empecemos a guardar todas estas experiencias en el archivo de sensaciones de nuestro viaje. Eso sí, una vez que estemos sentados en el avión, podremos abandonarnos al relax, quizá quitarnos los zapatos, mirar por la ventanilla e imaginar todos los fantásticos lugares que vamos a visitar en China. Vamos a pasar la noche entera viajando, y cuando amanezca estaremos, por fin, en suelo chino.

Día 2: Beijing. Aterrizamos en Beijing

RÉGIMEN Sin comidas
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Despertar en un avión siempre es una sensación extraña, ¿verdad? Al principio nos encontramos algo confusos, luego viene a la mente todo lo que hemos hecho el día anterior y, ahora sí, recordamos que estamos a bordo de la aeronave viajando a China. Sobrevolamos el continente asiático, y el olor a café en el interior de la cabina nos termina de despertar. Después, la voz del piloto anunciando que en unos instantes vamos a aterrizar en el aeropuerto de Beijing nos pone alerta. El avión se desliza por la pista y, por fin, podemos decir que hemos llegado a la capital de la República Popular China.



En cuanto desembarquemos y vayamos a buscar nuestro equipaje, nos llevarán al hotel de Beijing. Después de hacer el check in, podremos disfrutar del resto de la jornada como prefiramos: descansar en nuestra habitación después de tantas horas de vuelo, disfrutar de las instalaciones del hotel o salir a dar un paseo.

Día 3: Beijing. Los imprescindibles de la capital china

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Panorámica de Beijing
ALOJAMIENTO Hotel

Ya hemos desayunado y nos hemos puesto unos zapatos cómodos para poder caminar sin problemas por Beijing, así que ya estamos preparados para recorrer las calles y los lugares más importantes de esta enorme ciudad, la capital de China y una de sus ciudades más pobladas.

La primera visita que tenemos programada es la famosísima Ciudad Prohibida, que oficialmente se llama Museo del Palacio Imperial o Palacio Imperial sin más. Este recinto es conocido como Ciudad Prohibida porque antiguamente solo podían entrar a ella los miembros de la corte y la familia real. Fue el emperador Yong Le quien, en 1406, ordenó construir este enorme complejo palaciego que ocupa 72 hectáreas y cuenta con más de 9.000 habitaciones si sumamos las de todos los edificios que lo componen. Impresionante, ¿no? La Ciudad Prohibida fue la residencia oficial de los emperadores de China hasta 1911. Lo primero que veremos es el gran foso que rodea la Ciudad Prohibida. Luego, en el interior, podremos admirar algunos de sus edificios más célebres, como el Salón de la Armonía Suprema, el Salón de la Armonía Central y el Salón de la Armonía Conservada.


La Plaza de Tiananmen es el siguiente lugar en nuestra lista de lugares emblemáticos de Beijing. Esta enorme explanada tiene una superficie de 44 hectáreas y su nombre significa Plaza de la Puerta de la Paz Celestial porque ese es el nombre de la puerta que da acceso a la Ciudad Prohibida. La de Tiananmen es una de las plazas más grandes del mundo, y en ella encontramos algunos edificios muy representativos de Beijing: el Gran Palacio del Pueblo, el Museo Nacional de Historia y de la Revolución, la Torre de Tiananmen, el Monumento a los Héroes del Pueblo, o el Mausoleo de Mao Zedong. Este dirigente chino fue el que dotó a la plaza de toda su importancia, ya que fue en ella donde proclamó la República Popular China el 1 de octubre de 1949. Después, visitaremos el Palacio de Verano, el histórico lugar de descanso de la familia imperial. Se trata de un conjunto de edificios, pabellones, jardines, teatros y puentes que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Después nos marcharemos al hotel para poder descansar.

Día 4: Beijing. ¡La Gran Muralla!

RÉGIMEN Desayuno, almuerzo y cena
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas La Gran Muralla
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy tenemos por delante un día lleno de aventuras por algunos de los lugares más emblemáticos de China. Sus imágenes quedarán para siempre en nuestra retina.


Después de desayunar en el hotel, nos dirigiremos a uno de los monumentos más anhelados y deseados por los viajeros de todo el planeta: la Gran Muralla China. Esta increíble construcción tiene más de 2.000 años de antigüedad y es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1987. Hoy es una de las Siete Maravillas del Mundo junto con el Taj Mahal, Machu Picchu, el Coliseo de Roma, Chichén Itzá, la estatua del Cristo Redentor de Río de Janeiro y la ciudad de Petra, en Jordania. La función de la Gran Muralla era defensiva, ya que se construyó para proteger el imperio de los mongoles y manchúes. En total, medía 21.196 kilómetros, aunque solo quedan en pie unos 10.000. La parte más visitada del monumento queda a unos 70 kilómetros al noroeste de Beijing, y es la que nosotros visitaremos.


Tras el almuerzo, regresaremos de vuelta a la ciudad y contemplaremos algunas de las construcciones levantadas con motivo de los Juegos Olímpicos de 2008, que se celebraron en Beijing. Podremos ver la grandeza del Estadio Nacional, el centro de la vida deportiva durante aquellas semanas. Es conocido como “Nido de Pájaro” por el enorme enrejado de acero que lo rodea. El diseño está firmado por el estudio de arquitectura Herzog & de Meuron. En nuestra visita también admiraremos el Centro Acuático Nacional, que tiene el sobrenombre de “Cubo de Agua” debido a que, por fuera, parece estar formado por infinidad de burbujas de agua. Fue encargado al estudio de arquitectura PTW Architects.


Al final del día, podremos disfrutar de una magnífica cena cuyo plato principal será el pato laqueado al estilo de Beijing, una de las recetas más emblemáticas de la cocina china. ¡Para chuparse los dedos!

Día 5: Beijing – Xi’an. Dejamos atrás la gran capital

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Tren Alta Velocidad
Visitas Templo del Cielo
ALOJAMIENTO Hotel

Empieza una jornada llena de emociones en China. Después del desayuno nos acercaremos hasta el Templo del Cielo, la construcción religiosa más grande del país. Construido en 1420, es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1998.


Se halla al sur de la Ciudad Prohibida y sirve muy bien para entender cómo transcurría la vida durante los tiempos del imperio chino y las diferentes dinastías que lo gobernaron. Quizá el Pabellón por la Oración de la Buena Cosecha sea el edificio más emblemático del conjunto. Construido con planta circular, su interior está decorado con gran riqueza.


Después de esta visita tan interesante, podremos disfrutar de la comida y, al finalizar, nos acercaremos hasta la estación de ferrocarril y tomaremos un tren de alta velocidad con destino a Xi’an, la siguiente parada de nuestro viaje por China. Esta ciudad con más de 3.000 años de antigüedad es la capital de la provincia de Shaanxi, situada en el centro del país. En sus piedras está tallado el pasado glorioso de la ciudad, ya que fue capital del imperio chino y desde aquí partía la Ruta de la Seda. En ella podremos admirar una auténtica maravilla del ingenio humano mundialmente conocida: el ejército de guerreros de terracota. Pero eso será mañana. Hoy, cuando lleguemos a Xi’an, nos llevarán hasta el hotel, donde podremos pasar la noche y descansar.

Día 6: Xi’an. Contemplando los legendarios Guerreros de Terracota

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Museo de Guerreros y Corceles de terracota Panorámica de Xi'an
ALOJAMIENTO Hotel

¡Buenos días! Será mejor que desayunemos muy bien en el hotel y tomemos energías, porque la jornada de hoy es una de las más impresionantes de nuestro viaje a China.

Nuestra primera parada del día es el mundialmente conocido Museo de Guerreros y Corceles de Terracota, situado a unos 35 kilómetros al noreste de Xi’an. Sus 7.000 guerreros con sus corceles y carros tallados en terracota formaban parte del mausoleo del emperador Qinshihuang. En el siglo III antes de Cristo, este monarca encargó construir una tumba subterránea custodiada por este enorme ejército de piedra. Durante 2.000 años permaneció oculto y olvidado, hasta que fue redescubierto en 1974. Es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y uno de las obras de arte más impresionantes de China.


Después de esta espectacular visita, tomaremos el almuerzo y nos pondremos en marcha para recorrer otros lugares emblemáticos de la ciudad de Xi’an. Visitaremos el Templo Jianfu, en el cual veremos la Gran Pagoda de la Oca, un santuario budista de 64 metros de altura, y continuaremos por la Gran Mezquita del Barrio Musulmán. Construida en el siglo VIII, su recinto cuenta con una superficie de 13.000 metros cuadrados. Es, de hecho, una de las mezquitas más grandes de China.

Día 7: Xi'an - Shanghai. La cosmopolita Shanghai nos espera

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo
Transporte Vuelo
Visitas Panorámica de Shanghai
ALOJAMIENTO Hotel

El de ayer fue un gran día, pero aún nos quedan muchas maravillas que recorrer en este gran país.

Tras el desayuno, nos trasladaremos hasta el aeropuerto de Xi’an y tomaremos un vuelo que nos llevará a Shanghai, nuestro siguiente destino. Es la ciudad más grande, poblada y cosmopolita de China. Después de llegar al hotel y almorzar vamos a recorrer algunos de los puntos más importantes de esta gran urbe. Primero visitaremos los Jardines Yuyuan, uno de los parajes más hermosos e históricos de Shanghai. Ubicados al norte de la ciudad, fueron construidos durante la dinastía Ming, en el siglo XVI. Podremos pasear por sus jardines, estanques y pabellones.


El Templo del Buda de Jade es nuestro siguiente punto del recorrido por Shanghai. Se trata de un gran templo budista que guarda en su interior dos enormes esculturas de Siddhartha Gautama, una en posición sedente y la otra, yacente.


Después pasaremos por el malecón de la ciudad. El Bund, como se denomina este paseo de 2 kilómetros a orillas del río Huangpu, es uno de los lugares más bellos de Shanghai. Combina bellas construcciones de estilo colonial y desde él se puede contemplar, al otro lado del río, el distrito de Pudong, el más moderno de la ciudad, con sus enormes rascacielos. Después regresaremos al hotel para pasar la noche.

Día 8: Shanghai. Un día libre en la ciudad más moderna de China

RÉGIMEN Desayuno
Transporte A tu aire
ALOJAMIENTO Hotel

¡Buenos días! La jornada de hoy es libre, así que podremos hacer aquello que más nos apetezca. Y las opciones son casi infinitas, teniendo en cuenta que estamos en Shanghai, una de las ciudades más vibrantes de China y, quizá, del mundo entero.


Esta urbe de más de 20 millones de habitantes está gestionada, directamente, por el gobierno central de la República Popular China, y está llena de experiencias por vivir. Ayer ya visitamos sus lugares más emblemáticos, como los Jardines Yuyuan, el Templo del Buda de Jade o el Malecón; así que quizá el día de hoy es ideal para recorrer otras atracciones interesantes, como sus estupendos museos. Los más importantes son el Museo de Shanghai, el Centro de Exposiciones de Urbanismo o el Museo de Arte de Shanghai.


También podemos acercarnos hasta la Plaza del Pueblo, el barrio francés o el Gran Teatro de Shanghai. Igual de apetecible es una jornada de compras en uno de los centros comerciales de la ciudad, dar un paseo por el barrio de Xintiandi, con sus bellas casas tradicionales, o quedarse en el hotel para descansar. Así que, ¡a disfrutar!

Día 9: Shanghai – España. Todo lo bueno se acaba…

RÉGIMEN Desayuno
Transporte Vuelo

Cuando llegamos a China, días atrás, teníamos por delante un viaje lleno de lugares y experiencias memorables. Después de que los hayamos visitado, su imagen permanecerá para siempre en nuestra mente y nos acompañará mientras vivamos.


Ahora ha llegado el último día de nuestro viaje por el enorme país asiático. Parece que no nos lo podemos creer… Después de desayunar en el buffet del hotel, a la hora señalada, nos recogerán para llevarnos al aeropuerto de Shanghai. Allí nos estará esperando un avión que nos llevará sanos y salvos de regreso a España.


En la maleta hemos guardado, junto con nuestro equipaje, todas las imágenes, aromas y sensaciones que hemos ido recopilando por China y, desde ya, estamos seguros de que es una de las más grandes aventuras que hemos vivido jamás. ¡Hasta la próxima!

Alojamientos previstos o similares

Los hoteles previstos según la categoría seleccionada serán los siguientes:

La categoría de los hoteles es primera y primera superior.

Grand Mercure Shanghai Century Park
Shanghai, China

Grand Mercure Shanghai Century Park

Grand Mercure Hongqiao
Shanghai, China

Grand Mercure Hongqiao

Prime Hotel Beijing
Beijing, China

Prime Hotel Beijing

Wanda Realm Beijing
Shijingshan, China

Wanda Realm Beijing

V-continent Beijing Parkview Wuzhou
Beijing, China

V-continent Beijing Parkview Wuzhou

Swisstouches Hotel Xi An
Xi An, China

Swisstouches Hotel Xi An