Compartir:

Bucear en el Caribe

¿Por qué bucear en el Caribe?

Para los buceadores, el mar Caribe es una fuente inagotable de belleza y calidez a la hora de recorrer sus aguas. De temperatura templada, y con una biodiversidad única en el mundo, el Caribe ofrece un escenario maravilloso para aquellos turistas que se desplazan al Caribe. Hay quienes acuden a los países caribeños únicamente para realizar turismo acuático. Por otro lado, hay turistas que desarrollan allí la actividad de buceo de forma puntual durante su viaje, y, por último, hay quienes nunca han probado el buceo y se deciden, allí mismo, a bautizarse en sus aguas. Todas estas opciones están disponibles para quienes quieren bucear en el Caribe.

Para quienes tengáis dudas, bucear no es lo mismo que hacer esnórquel, pero si tenéis claro que lo vuestro no es el buceo sino el esnórquel en las aguas caribeñas, no os perdáis nuestras recomendaciones para practicarlo. Aquellos que tenéis claro que os encanta el buceo o que os gustaría probarlo, debéis saber que bucear en el Caribe es una de las actividades turísticas más interesantes que allí podréis hacer, pues seréis testigos de especies tropicales de fauna y flora marinos y merodearéis los más asombrosos arrecifes de coral.

Visita Cozumel, la capital caribeña del buceo

México es bien conocido por sus parajes idóneos para practicar turismo acuático en familia. Si buscar dónde realizar esnórquel con niños pequeños, los parques naturales de Xel-Ha y Xcaret os encantarán. Para quienes ya son más expertos y se han decidido a bucear en el Caribe, os recomendamos que os desplacéis hasta Cozumel, considerada la capital del buceo por excelencia del Caribe.

No solo sus aguas son cálidas y transparentes para que el buceo sea más agradable, es que sus fondos marinos son un espectáculo mundial para los amantes del mundo subacuático. De hecho, los buceadores deportivos se desplazan a Cozumel para llevar a cabo prácticas intensivas porque el promedio de visibilidad es escalofriante. ¡30 metros para disfrutar de las más de 200 especies de peces que viven entre los arrecifes coralinos caribeños de la zona que rodea Yucatán!

Buceo y arte, la combinación más original del Caribe

El MUSA (Museo Subacuático de Arte) ubicado en el Parque Marino Nacional, justo en la costa de Isla Mujeres en la región de Riviera Maya (México) es un sitio de indudable interés para los amantes del submarinismo que no sean principiantes ni expertos. El origen de esta maravilla que aguarda más de 400 esculturas de tamaño real bajo las aguas se remonta a una década atrás con un único objetivo: proteger el mundo submarino.

La creación de las esculturas (llevadas a cabo por parte de artistas de famoso renombre) tiene como resultado la preservación de un arrecife artificial que alarga la vida de las diversas especies de coral. ¿Cómo lo ha logrado? Gracias a los materiales de que las esculturas están hechas. A la vez, el MUSA es una indudable atracción turística para buceadores de todas las partes del mundo que allí se desplazan para gozar de un espectáculo inolvidable: bucear en el Caribe de la forma más didáctica.

Cuevas y pasadizos subterráneos con mucho misterio

Como verás, México es el destino caribeño con más lugares de interés para todo tipo de buceadores que buscan alternar su actividad deportiva favorita con el mejor clima, gastronomía y turismo arqueológico que puedas imaginar.

Recomendada para buceadores de nivel intermedio, la excursión subacuática por el Cenote Dos Ojos, de Riviera Maya, es una ruta mágica y realmente sorprendente que os asombrará. Con pasadizos y cuevas interconectadas, cuya longitud total supera los 500 kilómetros, este cenote os servirá como enlace para un viaje en el tiempo mítico donde podréis conocer mejor la geología de la auténtica cultura maya.

Un punto importante a tener en cuenta en las inmersiones y rutas acuáticas por los cenotes mexicanos, es que también es posible recorrerlos practicando esnórquel, por lo que aquellos a quienes no os guste demasiado bucear en el Caribe, no debéis preocuparos porque no os iréis del Cenote Dos Ojos sin conocer de cerca sus estalactitas y estalagmitas, así como todos sus recovecos.

Para los buceadores que se atrevan a sumergirse en sus estrechos pasillos marinos, es conveniente tener muy en cuenta las recomendaciones del dive master, ya que son muy distintas a cualquier otro tipo de buceo al que estéis acostumbrados. Normalmente, hay que recorrer el cenote en fila india, muy juntos, e incluso con alguna linterna subacuática frontal para mejorar la visibilidad. Aunque el Cenote Dos Ojos tiene algún punto de acceso al exterior, la escasa luz natural que entra a veces no es suficiente, no solamente para orientarse, sino para disfrutar del escenario subacuático.

Anterior Encuentra el turismo más original y diferente en Varadero
Siguiente ¿Cómo reservar los mejores hoteles de Bayahíbe?

Categorías

Artículos relacionados