Viaje a Francia: Circuito Castillos del Loira y Normandía

Duración 7 día/s, 6 noche/s
  • ENE
  • FEB
  • MAR
  • ABR
  • MAY
  • JUN
  • JUL
  • AGO
  • SEP
  • OCT
  • NOV
  • DIC
Desde 1.060 €
Ver disponibilidad
Circuito: Castillos del Loira y Normandía
DURACIÓN: 7 día/s, 6 noche/s
Desde 1.060 €
Ver disponibilidad

La opinión de nuestro guía

Manuel Martín Bargueño
Me gustaría contarte un poco acerca de uno de los tours más bonitos de Francia, ya que cuando la gente viene a este circuito nunca espera encontrarse con cosas tan fascinantes como luego es capaz de ver. Sí, te hablo del circuito de los Castillos de Loira en Francia.
Leer más
Manuel Martín Bargueño Guía especialista en Circuitos por Europa Occidental
El Valle del Loira y Normandía, tierra de castillos, ciudades amuralladas y viñedos

Siete días por delante para descubrir una región francesa realmente fascinante. Algunos de los pueblos más bellos de Francia se encuentran en la región del Loira, con sus impresionantes castillos, vestigio del esplendor de una época en la que el lujo y la opulencia se medían por la grandiosidad de las construcciones y el barroquismo de las decoraciones interiores. Normandía, desde cuyas playas se lanzó la operación del Día D, inicio de la liberación de Francia por parte de las fuerzas aliadas y lugar en el que se erige el impresionante Mont Saint Michel, visitado cada año por más de un millón de personas, y que varias veces al año queda aislado del continente debido a las mareas. Finalizaremos en París, donde están algunos de los monumentos más famosos del mundo: la Torre Eiffel, la catedral de Notre Dame, la basílica del Sagrado Corazón, etc. nos esperan antes de emprender nuestro viaje de regreso a casa.

Itinerario

Día 1: España - París. Hacia la tierra de los castillos de ensueño

RÉGIMEN Alojamiento.
Transporte Vuelo
ALOJAMIENTO Hotel

Nuestro viaje empieza en París desde donde emprenderemos nuestra ruta hacia las tierras del valle del Loira con sus increíbles castillos, sus jardines interminables, sus paisajes, sus viñedos y su rica y variada gastronomía. Ciudades de pasado medieval nos esperan para descubrir sus tesoros.

Ya en Normandía, una de las atracciones turísticas por excelencia, el Mont Saint Michel, con su abadía, su pequeño pueblo interior y sus mareas, es una visita indispensable en la ruta que nos llevará hasta Saint Malo, ciudad portuaria e histórica tierra de corsarios.

Descubriremos también las playas del Desembarco, en Normandía, concretamente visitaremos una de las más famosas, Omaha, así como el cementerio americano que se erige en la planicie sobre la playa.

Nuestro viaje acaba donde lo empezamos, en París, donde podremos visitar algunos de lugares emblemáticos de la ciudad de la luz.

Día 2: París - Chambord - Amboise – Chenonceau – Tours. Entre castillos y viñedos

RÉGIMEN Desayuno y cena.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Bodega de Vino con degustación Castillo de las Damas
ALOJAMIENTO Hotel

Gozaremos de tiempo libre para poder admirar el castillo más impresionante de todos cuantos forman parte del valle del Loira, el de Chambord, construido por encargo del Rey Francisco I como un palacio de caza. Lo primero que impresiona al visitante son las dimensiones del edificio que parece una gran fortaleza medieval con un torreón cuadrado flanqueado por cuatro torres. El edificio consta nada menos que de 440 habitaciones, 365 chimeneas, y 84 escaleras. El diseño del castillo fue obra Domenico da Cortona, aunque existe cierta discrepancia al respecto y hay quien atribuye parte del diseño, al menos la escalera interior, a Leonardo da Vinci, que pasó sus últimos años al servicio del rey francés en el cercano castillo de Amboise. Pero lo más interesante de Chambord tal vez esté fuera del castillo, en su parque, con una superficie de 5.440 hectáreas, que lo convierte en el parque forestal cerrado más grande de Europa.

En nuestro camino a Amboise, visitaremos una típica bodega de vinos con una degustación final, además de recorrer sus calles tradicionales y visitar su castillo. Al llegar a Chenonceau, su famoso Castillo de las Damas será nuestra siguiente parada. Asomándose al Cher, es el segundo más visitado de toda Francia después del de Versalles. Conoceremos su interior, considerado una obra maestra del Renacimiento y que sorprende por la fastuosidad y riqueza del mobiliario y ornamentación de todas sus estancias. Destaca también la rica colección de obras de grandes maestros como Murillo, Tintoreto, Nicolas Poussin, Correggio, Rubens, etc que cuelgan de las paredes de muchas de sus habitaciones. Y si inmenso y majestuoso es el interior de este palacio, no lo es menos el exterior. Unos delicados jardines que rodean Chenonceau y en cuyo diseño algo influirían las ilustres damas que lo habitaron a lo largo de su historia, como Catalina de Médicis o Diana de Poitiers.

Nuestro próximo destino será Tours, donde dispondremos de tiempo para conocer la ciudad a nuestro aire, con sus estrechas callejuelas y la hermosa Plaza de Plumereau, antes de cenar y dirigirnos a nuestro alojamiento.

Día 3: Tours - Villandry - Angers – Vannes. Ciudades medievales únicas

RÉGIMEN Desayuno, almuerzo y cena.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Jardines de Villandry
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy vamos a visitar algunos de los pueblos más encantadores y bellos del valle del Loira, pero antes empezaremos por el castillo de Villandry y sus espectaculares jardines. Este increíble castillo fue construido por Juan el Bretón, ministro de finanzas de Francisco I, pero no fue hasta 1906 cuando el castillo fue comprado por el doctor Joachim Carvallo quien adquirió la propiedad y convirtió el gran espacio verde alrededor del castillo en los jardines actuales. Se trata de seis jardines enmarcados por terrazas cada uno con una temática diferente. Como dato de interés hay que saber que en toda la superficie se practica el cultivo ecológico y sostenible.

Tras pasear y deleitarnos con los maravillosos jardines de Villandry partimos hacia Angers. Almorzaremos en esta localidad, considerada la puerta de acceso al valle del Loira y Patrimonio Mundial de la Humanidad por la Unesco. Antigua capital de Anjou, esta ciudad sorprende por la riqueza de su historia y patrimonio, pero también por ser una región con una gran producción vinícola. Ni más ni menos que 30 denominaciones de origen cuenta en su haber. En nuestra visita a esta increíble ciudad conoceremos algunas de las joyas más significativas de su patrimonio. Especialmente interesantes resultan el castillo fortaleza, que data del siglo XIII y es uno delos mejor conservados de Francia. También la catedral Saint-Maurice, de estilo gótico. El Museo de Bellas Artes, que nos brinda la oportunidad de conocer la historia de Angers, así como la colegiata St. Martin, del siglo XII, uno de los monumentos carolingios mejor conservados de Francia.

Vannes es nuestra siguiente parada, una ciudad con 2000 años de historia a sus espaldas que fue fundada por los romanos en el siglo I a.C. Residencia de los Duques de Bretaña, Vannes es famosa por su casco antiguo con sus casas de madera y sus murallas medievales, que se encuentran entre las mejor conservadas de Bretaña. La catedral de San Pedro, edificada en el siglo XV y no terminada hasta finales del siglo XIX, es una de las paradas obligadas, así como el lavadero de Garenne y el museo de historia y arqueología, que ocupa el castillo Gaillard, un palacio de principios del siglo XV.

Día 4: Vannes - Carnac - Concarneau – Quimper. Rumbo al Finisterre francés

RÉGIMEN Desayuno, almuerzo y cena.
Transporte Autocar, minibús o van
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy empezamos nuestra ruta visitando los alineamientos de Carnac, junto al golfo de Morbihan. Se trata de un conjunto de alineamientos megalíticos y el monumento prehistórico más extenso del mundo – con casi 8 km. de longitud. Son numerosas las leyendas que se cuentan sobre estos alineamientos. Hay un que dice que los megalitos son soldados romanos petrificados por Dios para proteger a San Cornelio, patrón de la zona de Carnac y del ganado, que era perseguido por aquellos.

Una vez que hayamos visitado y fotografiado este prodigio de la prehistoria encaminaremos nuestros pasos hacia Concarneau, una bonita localidad de Finisterre, conocida como la Ciudad Azul. Al ser un puerto pesquero de importancia posee un museo que da cuenta de la actividad marítima de sus habitantes y muestra una amplia colección de barcos y maquetas. Otra atracción de Concarneau es el castillo de Keriolet, en lo alto de la ciudad. Esta joya neogótica del siglo XIX fue construida por orden de la tía del zar Nicolás II y perteneció al príncipe Yusúpov.

Dejamos atrás Concarneau para acabar nuestra ruta de hoy en Quimper, capital del Finisterre francés. La catedral de San Corentin es uno de los platos fuertes de esta ciudad. De estilo gótico, es una de las tres más antiguas de Bretaña. Fijándonos en la figura que se ubica entre las dos agujas veremos al rey Gradlon, símbolo de la ciudad, que se yergue sobre su caballo Morvac'h. La prefectura de la Policía, las murallas y el Museo de Bellas Artes son otros de los lugares que podemos visitar en esta ciudad, pero sin duda alguna lo mejor es callejear y descubrir sus rincones para acabar en los muelles, junto al río Odet, lugar donde siempre hay animación, lleno de terrazas en las que hacer un alto en nuestro camino.

Después de almorzar tendremos tiempo libre para seguir disfrutando a nuestro libre albedrío, o bien realizar una excursión opcional donde conoceremos dos joyas de Bretaña, las localidades de Locronan y Pleyben, que mantienen el espíritu primitivo de los celtas y el ambiente bretón, con construcciones en granito y una iglesia con un imponente "Calvario". Después de todas estas experiencias, regresaremos a Quimper.

Día 5: Quimper - Dinan - Mont Saint Michel - St. Malo

RÉGIMEN Desayuno y almuerzo.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Abadía de Mont Saint Michel
ALOJAMIENTO Hotel

Hoy es un día grande en nuestro viaje, visitaremos uno de los lugares de Francia que más turistas recibe, el Mont Saint Michel, pero antes haremos una parada y dispondremos de tiempo libre en Dinan, una ciudad con numerosos vestigios medievales, entre ellos una muralla de casi tres kilómetros que nos transporta a otra época, la Torre del Reloj, el Palacio del Gobernador o su castillo, entre otros.

Llegaremos a Saint Michel, donde almorzaremos y visitaremos su magnífica abadía gótica. El Mont Saint Michel recibe nada menos que 1 millón de turistas al año. Ubicada en la región de Normandía, la abadía empezó construirse en el siglo X y finalizó en el XVI. Este lugar es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y lo que lo hace tan especial es que está rodeado de agua del mar por un lado y tierra por otro, y ocasionalmente queda aislado por la marea completamente y se transforma en una isla. De hecho, las mareas son tan fuertes que se recomienda no atravesar la bahía a pie. En este famoso peñasco, además de la abadía, que en un tiempo también fue prisión, encontramos un pequeño pueblo, con algún hotel, restaurantes y tiendas de donde llevarse algún recuerdo. Sin duda alguna, el restaurante más conocido del Mont Saint Michel es la Mère Poulard, que también incluye un pequeño hotel. Imposible no pasar por ahí y no degustar su famosa tortilla.

Dejamos atrás el Mont Saint Michel para acercarnos hasta Saint-Malo, una bella ciudad ubicada en Bretaña, que fue puerto asiduo de corsarios y famosa también por el ser el lugar desde el que en el siglo XVI zarpó Jacques Cartier para descubrir Canadá. En esta ciudad, que fue prácticamente destruida en su totalidad en la II Guerra Mundial, podremos pasear por sus murallas y contemplar las bellas playas que se suceden a sus pies hasta alcanzar la torre Bidouane. Ya dentro de la ciudad merece la pena descubrir algunos lugares como la plaza Chateaubriand, la torre Quic-en-Groigne o la casa Pélicot.

Día 6: St. Malo - Playas del Desembarco – París. Reviviendo el Día D

RÉGIMEN Desayuno. Almuerzo.
Transporte Autocar, minibús o van
Visitas Museo del Desembarco de Arromanches
ALOJAMIENTO Hotel

Nuestra ruta de hoy nos lleva a uno de los lugares más emblemáticos de los que fueron protagonistas de la II Guerra Mundial. Las playas y pueblos desde los que se inició el ‘Día D’ y la liberación de Francia por parte de las tropas aliadas.

El sobrecogedor cementerio Norteamericano, en la población de Colleville-sur-Mer, será nuestra primera parada. En este lugar, una planicie sobre la playa de Omaha, reposan los restos de más de 9.000 soldados que perdieron la vida durante la operación ‘Overlord’. El cementerio se asienta en unos terrenos que Francia cedió a EEUU en 1956 para que pudiera dar sepultura a quienes fallecieron en el desembarco, trasladándose los restos mortales de los soldados desde el cementerio provisional que se habilitó en 1944 en el pueblo de Saint Mere Eglise. Las tumbas están colocadas mirando hacia el oeste, en dirección a Estados Unidos. El cementerio cuenta también con un monumento conmemorativo con una escultura central de bronce llamada "Espíritu de los Jóvenes estadounidenses".

A los pies del cementerio se extiende la playa de Omaha, con 6 kilómetros de longitud y cuyo nombre original es Cote d’Or. De las cinco que fueron objetivo de las tropas aliadas fue la más difícil de conquistar, de hecho se la conoce con el sobrenombre de “Omaha la sangrienta”. Un gran monumento se erige en este lugar como homenaje a los más de 2.000 soldados que perdieron la vida allí.

Después de almorzar pasearemos por Arromanches, una localidad en la podremos ver los restos del puerto artificial, llamado Mulberry, construido por las tropas americanas, que permitió desembarcar 9.000 toneladas de mercancías diarias entre material militar, de construcción y provisiones. Arromanches cuenta con un Museo del Desembarco, el cual visitaremos. El primero dedicado a la operación Overlord, que narra la historia del Desembarco, así como la construcción del puerto de Mulberry y el papel que jugó en los meses posteriores al final de guerra.

Continuaremos nuestro viaje hacia París y disfrutaremos de tiempo libre para conocer la fabulosa capital, o realizar un maravilloso tour opcional de París Iluminado.

Día 7: París – España. Broche de oro para un viaje de ensueño

RÉGIMEN Desayuno.
Transporte Vuelo

Finalizamos nuestro viaje por una de las regiones más bellas de Francia en su capital, París. Dicen que París siempre es una buena opción, así que, si disponemos de unas horas antes de regresar a casa podemos realizar una visita a los lugares más destacados de la ‘Ciudad de la Luz’ que aún no hayamos descubierto. Y desde París nos despedimos de este maravilloso viaje por las regiones del Loira.

Alojamientos Previstos

Los hoteles previstos según la categoría seleccionada serán los siguientes:

Nuestro producto más habitual, hoteles de 4* y los mejores 3* seleccionados tras años de experiencia. Para Francia y Alemania, que usan un criterio de clasificación diferente, se utilizarán hoteles de 3* identificados como 3* S.

Novotel Paris Est
Bagnolet, Francia

Novotel Paris Est

Saint-Malo, Francia

Mercure Saint Malo Balmoral

Ibis Styles Tours Centre
Tours, Francia

Ibis Styles Tours Centre

Kyriad Vannes Centre Ville
Vannes, Francia

Kyriad Vannes Centre Ville

Kyriad Prestige Vannes Palais des Arts
Vannes, Francia

Kyriad Prestige Vannes Palais des Arts

Ibis Tours Centre Gare
Tours, Francia

Ibis Tours Centre Gare

Mercure Paris Ivry Quai de Seine
Ivry Sur Seine, Francia

Mercure Paris Ivry Quai de Seine

Mercure Quimper Centre
Quimper, Francia

Mercure Quimper Centre

Escale Oceania Quimper
Quimper, Francia

Escale Oceania Quimper

Opiniones de nuestro guía
Manuel Martín Bargueño
- Manuel Martín Bargueño -
Guía especialista en Circuitos por Europa Occidental

Todo el mundo ha escuchado alguna vez hablar de esta zona, e incluso vienen recomendados a conocerla, pero, aunque se informen del circuito meticulosamente, nunca esperan ver lo que les voy a descubrir.

Es un circuito, que, de primeras puede parecer largo, y que no dará tiempo a disfrutarlo en 7 días, pero cuando lo empiezas lo que no ves es el momento para volver a casa y poder enseñar las fotos a los demás, y contarles cómo has conocido no solo los palacios del Loira, los bosques de Bretaña o los parajes de Normandía sino, más aún, personajes que viven a día de hoy en él.

Podrás vivir una de las aventuras más grandes, acompañado del mismísimo Tintín en el castillo de Cheverny, conocer los secretos del bosque de la Bretaña donde comenzó la leyenda de la espada Excalibur, o poder conocer en persona a los supervivientes del desembarco de Normandía… y eso son sólo algunos detalles.

El circuito te enamora desde que empiezas a viajar con los paisajes, y de repente, PUM, un palacio… Das la siguiente curva, y otro castillo coronando una ciudad, otro cruzando el río…. Y Tu como guía, sabes que van contentos, pero también sabes que aún no han visto nada, les quedan los que están escondidos, los más espectaculares, y desde ese momento, apenas 2h después de comenzar el viaje, ya van contentos.

Estamos hablando de palacios, pero luego la gastronomía pone un toque adicional al viaje, no solo la famosa repostería francesa, inevitable de probar, si no los vinos, las carnes acompañadas de sus famosas mantequillas …. Y un largo etc.

Un circuito, que no solo comienza despertando tu curiosidad, si no que lo acabas sintiendo dentro de ti, cuando paseas por una de las playas más famosas del mundo, Omaha, o tocando el interior de alguno de los bunkers que la defendieron y visitando el espectacular cementerio que guarda a los soldados.