??destination-guides.commons.help_es_ES_IBJ-ES?? ??destination-guides.commons.help_es_ES_IBJ-ES??
??destination-guides.commons.menu_es_ES_IBJ-ES?? ??destination-guides.commons.menu_es_ES_IBJ-ES??

El imperio de la naturaleza

Experiencias increíbles

Más de 50 parques nacionales y reservas esperan al viajero para dejarlo sorprendido ante el despliegue de vida salvaje en miles y miles de kilómetros de aire puro y extensiones inabarcables. Una belleza superlativa que se puede disfrutar en primera persona, a pie de sabana, de las montañas, de los increíbles lagos y ríos…

La migración de los ñúes desde el Serengueti es uno de los excepcionales sucesos naturales que suceden en Kenia, un país poblado de razones para pasar unos días de ensueño, en pleno contacto con la naturaleza y la hospitalidad de sus habitantes (más de 42 tribus, con los masái y kikuyu como etnias más populares). Y un excelente prólogo para disfrutar de unos días en las playas de Zanzíbar, de relax en nuevos escenarios naturales que también se convertirán en inolvidables.

Motivos para no olvidar Kenia

Tsavo y Amboseli

Dos de los parques nacionales más destacados en el impresionante despliegue de naturaleza salvaje presente en Kenia. Tsavo es el parque más grande de todo el país, con más de 22.000 kilómetros cuadrados (por ejemplo, una tercera parte de los elefantes de todo Kenia se encuentran allí), mientras que Amboseli se ha consolidado como uno de los principales parques africanos.

Aberdare y Samburu

Los montes Aberdare dan nombre al primero de estos grandes parques nacionales, a 100 kilómetros de Nairobi, la capital y el enclave más alto de todos ellos: a partir de 1.800 metros sobre el nivel del mar. Un fantástico espectáculo natural, como sucede con Samburu, fronterizo con la Reserva Nacional de Búfalo Spring y un impresionante hábitat para decenas de especies de animales.

Lagos Nakuru y Naivasha

También Parques Nacionales, Nakuru y Naivasha suponen nuevos encuentros con imágenes difícilmente reproducibles en otro rincón del planeta, como sucede, en el caso del primero, cuando confluyen millones de flamencos rosas en las aguas o se avistan las curiosas jirafas Rothschild. Y en el caso de Naivasha, con las imponentes vistas panorámicas, dada su altitud (cerca de 2.000 metros sobre el nivel del mar).

Reserva Masái Mara

Uno de los hitos de cualquier gran viaje por África, mundialmente famosa y cuyo nombre evoca impresionantes imágenes de belleza natural, en la tierra de los masái. Estar allí supone todo un privilegio, por sentir, por ejemplo, el movimiento de la tierra durante las enormes migraciones de animales hacia tierras más fértiles. O el vuelo de más de 450 especies de aves, las evoluciones de leones, guepardos, elefantes, rinocerontes, ñúes, cebras… Extraordinario.

Este sitio usa cookies, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestrapolítica de privacidad

x