Ayuda Ayuda
Menú Menú

Las joyas del corazón de Europa

Atravesado por el Danubio, salpicado de cientos de fuentes termales y con su capital en la incomparablemente bella Budapest, Hungría se postula como uno de los países más atractivos y llenos de encanto de todo el Viejo Continente.

Un gran país por descubrir

Maravillosos paisajes en pleno corazón de Centroeuropa, cientos de balnearios en los que disfrutar de los beneficios de las aguas medicinales, una gastronomía insólita, un pueblo mucho más abierto y simpático de lo que parece y, por supuesto, la apabullante belleza de Budapest. Esto es lo que te espera a lo largo de tu viaje a la gran Hungría.

Uno de los mayores placeres que nos puede ofrecer un viaje es descubrir con sorpresa que el destino que hemos elegido es mucho más de lo que pensábamos al tomar la decisión de visitarlo. Y Hungría es el ejemplo perfecto de ello. Cuando elegimos este país como destino de unas vacaciones o de una escapada, lo hacemos pensando, fundamentalmente, en Budapest, su capital. El Puente de las Cadenas, las orillas del Danubio, el Bastión de los Pescadores, el Castillo de Buda, el edificio del Parlamento, la Plaza de los Héroes, la Basílica de San Esteban… Después, las sorpresas comienzan antes incluso de abandonar la ciudad: descubrimos la elegancia de las calles de Pest, los mercadillos de ropa y alimentos que salpican ambas márgenes del río, el encanto de la Isla Margarita, el animado y cosmopolita ambiente que reina en toda la capital... Fuera de Budapest, Hungría también está llena de sorpresas que enriquecerán nuestro viaje y anidarán en nuestra memoria en forma de recuerdos imborrables. Por ejemplo, los espacios naturales del país, como el Parque Nacional de Hortobágy o las inmediaciones del Lago Balatón; las encantadoras poblaciones que se hallan alrededor de la capital, como Visegrád, Szentendre, Holloko o Esztergom; las ciudades dinámicas y vibrantes que completan el mapa urbano de Hungría, como Pécs, Debrecen, Szeged o Győr; los balnearios y spas que han alcanzado fama mundial gracias a las bondades de sus aguas termales, como Géllert, Árpád o Szechenyi, y las costumbres y tradiciones de la sociedad húngara, entre las que se encuentran una maravillosa gastronomía y algunos de los vinos más singulares y asombrosos del continente europeo, como el Tokaj.

Cinco motivos para viajar a Hungría

La Gran Budapest

Por su increíble arquitectura, por la belleza del Danubio, por la elegancia de sus palacios, por el buen ambiente que se respira en sus calles… Sea por el motivo que sea, Budapest es una de las ciudades más bonitas e inolvidables de todo el continente europeo. ¿Quieres descubrir sus tesoros?

Saber más

Los balnearios húngaros

Para los habitantes de este maravilloso país, las aguas termales son, al mismo tiempo, un valiosísimo regalo de la madre naturaleza y una forma muy especial de mantenerse jóvenes y cuidar su salud. ¿Te gustaría tomar un baño en alguno de los afamados balnearios húngaros?

Saber más

Paisajes de ensueño

¿Es posible contemplar algunos de los paisajes más bellos del Viejo Continente a escasos kilómetros de una de sus ciudades más pobladas y reconocidas por los viajeros? En efecto. Uno de los principales encantos de Hungría es que, además de la belleza y elegancia de Budapest, nos ofrece unos espacios naturales de primerísimo nivel.

Saber más

Gran ambiente urbano

Aunque lo primero que nos viene a la cabeza cuando pensamos en Hungría son las maravillosas imágenes que nos ofrece Budapest, lo cierto es que todo el país está repleto de ciudades dinámicas, vibrantes y llenas de un gran ambiente. ¿Te apetece descubrirlas?

Saber más

La singular sociedad húngara

Tras una primera impresión, puede parecer muy serio, pero si hacemos el esfuerzo de conocerlo un poco mejor, descubriremos que el pueblo húngaro es divertido, abierto y muy amable. Esta nación está llena de sorpresas, y una de las más destacadas es el modo en que viven sus habitantes.

Saber más

Información práctica para viajar a Hungría

Documentación

Los ciudadanos españoles no necesitan solicitar ningún visado ni realizar gestión alguna para viajar a Hungría, ya que se trata de un país miembro de la Unión Europea y del Espacio Schengen. Es suficiente con llevar encima el DNI o el pasaporte en regla.

Documentación

Clima

El clima predominante en Hungría es el continental, aunque podemos encontrar zonas en las que se notan claras influencias del clima Oceánico (al oeste) y del Mediterráneo (al sur). Por lo tanto, los inviernos son bastante fríos y secos, con temperaturas que se suelen mantener en torno a los cero grados, y los veranos son cálidos y también secos. El mes más caluroso del año es agosto, en el que se registran temperaturas de más de 30 grados. Tanto en primavera como en otoño las temperaturas son frescas y agradables, pero aumenta la pluviosidad y la frecuencia con que aparecen las brumas y nieblas típicas del centro de Europa.

Diferencia horaria

El huso horario de Hungría es UTC+1 en invierno y UTC+2 en verano. Al ser exactamente el mismo que en España, no hay ninguna diferencia horaria entre ambos países en ningún momento del año.

Salud

Ni el Ministerio de Asuntos Exteriores ni el de Sanidad recomiendan ponerse ninguna vacuna para viajar a Hungría, ya que no existe ningún riesgo sanitario en el país. Por otro lado, sí es necesario viajar con una Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) para para poder recibir tratamiento médico en Hungría. Solo de esta forma tendremos garantizada la asistencia médica en los hospitales públicos del país más allá de los servicios de urgencias. No tiene coste alguno y se puede solicitar a través de la Seguridad Social Española.

Moneda

La moneda oficial de Hungría es el forinto o florín húngaro. Su código internacional es HUF, y se divide en 100 fileres, aunque en la práctica esta subdivisión no se utiliza, y las monedas de valor inferior a un forinto dejaron de acuñarse hace años. Existen monedas de 5, 10, 20, 50, 100 y 200 florines, y billetes de 500, 1.000, 2.000, 5.000, 10.000 y 20.000 florines. Actualmente, el cambio es de aproximadamente un euro por cada 327 forintos húngaros.

Moneda

Otras guías de viaje recomendadas

Austria: Imperial y moderna

Descubre uno de los destinos más románticos y culturales del Viejo Continente. Regada por el río Danubio, Austria cuenta con una ubicación privilegiada que le confiere una increíble riqueza y un genuino ambiente cosmopolita.

Croacia: Un tesoro a orillas del Adriático

Con una historia llena de episodios cruciales, una arquitectura única y un conjunto de playas capaces de hacer las delicias de los viajeros más exigentes, Croacia se postula, de un tiempo a esta parte, como uno de los destinos más apetecibles y competitivos de todo el Mediterráneo.

Rumania: La joya de los Cárpatos

Diferente, insólito, apasionante, divertido, inolvidable… La lista de adjetivos que se podrían aplicar a Rumanía como destino es muy larga. Sin embargo, solo hay una cosa que necesitamos hacer para conocer este país y disfrutar de él como se merece: viajar hasta allí y visitar cada ciudad, cada pueblo y cada espacio natural.

Polonia: Mucho más de lo que imaginas

La imagen que tenemos de este país centroeuropeo suele alejarse mucho de la verdadera Polonia: se trata de una nación dinámica, alegre, abierta y llena de atractivos para todos los públicos. Se come bien, es un destino divertido, sus gentes son amables y hospitalarias, hay 24 horas de entretenimiento al día… En definitiva, Polonia es mucho más de lo que imaginas.

Este sitio usa cookies, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestrapolítica de privacidad

x