Ayuda Ayuda
Menú Menú

Paisajes de ensueño

Mucho más que arquitectura y balnearios

Parques nacionales, jardines urbanos, lagos entre montañas, grandes llanuras e islas encantadoras que flotan en mitad del Danubio. Así es la naturaleza húngara, una especie de representación mágica que nunca cesa y que nunca deja de sorprendernos.

No solo de pan vive el hombre, y no solo de monumentos, edificios emblemáticos y patrimonio histórico vive un país. Al menos, no uno como Hungría… Y es que esta maravillosa nación, pese a encontrarse en pleno corazón del Viejo Continente, luce un extraordinario aspecto cuando nos alejamos un poco de sus grandes aglomeraciones urbanas y nos adentramos en su naturaleza. Lugares como el Lago Balatón o los parques nacionales de Hortobágy y de Aggtelek -con su celebérrima Cueva de Baradla- han conseguido poner a Hungría en el mapa mundial de los espacios naturales. Su belleza, su biodiversidad y el encanto que desprenden han hecho de estos lugares unas visitas tan obligadas como el Puente de las Cadenas, el Bastión de los Pescadores o el Balneario Géllert.

Enclaves destacados de la naturaleza húngara

Parque Nacional de Hortobágy

El Parque Nacional de Hortobágy, inaugurado en 1973, es la mayor zona protegida de Hungría y un lugar privilegiado para los amantes de las aves (con más de 340 especies) y de la naturaleza en general. El parque se nos muestra, en todo su esplendor, con los tonos ocres del verano y el otoño, el color de la primavera y la magia de rebaños protegidos por pastores, estanques, túmulos defensivos de antiguos pueblos nómadas y típicas posadas. En 1999 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Isla de Óbudai-Sziget

La isla fluvial Óbudai-sziget, también llamada isla de Óbuda o isla de Buda Viejo, es como un pueblo de cuento, un remanso de paz sin tráfico ni ruidos, un buen sitio donde tomarse un respiro de la gran ciudad y un área de recreo muy popular. Se encuentra situada en la isla más grande del Danubio en la ciudad de Budapest. La isla es el escenario del famoso festival internacional de música de Sziget, que se celebra cada año en el mes de agosto.

Lago Balatón

El Lago Balatón, llamado por los húngaros "mar de Hungría", es el más extenso de Europa Central, con una longitud de unos 80 km. de largo por 14 de ancho y una profundidad media de 3 metros. En la orilla sur hay playas, hoteles, resorts, campings, bares y discotecas y en la mayoría de las poblaciones existen embarcaderos y amarres, que hacen a esta parte del lago un lugar muy atractivo para patrones de barco y veleros. En la orilla norte, más salvaje y montañosa, encontramos pequeños pueblos poco frecuentados por el turismo y colinas cubiertas de viñedos.

Aggtelek National Park

El Parque Nacional de Aggtelek, Patrimonio de la Humanidad, un entorno natural extraordinario, es el primer parque nacional húngaro dedicado a la protección y el estudio de la formación de tierras superficiales y cuevas. Fundado en 1985, se hizo mundialmente famoso por la Cueva de Baradla, de 25 kilómetros de longitud (ocho de los cuales están en Eslovaquia). Esta cueva es la más grande e impresionante de Hungría. El parque cuenta con más de 270 cuevas, algunas de las que se extienden más allá del territorio húngaro.

Este sitio usa cookies, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestrapolítica de privacidad

x