Ayuda Ayuda
Menú Menú

Ciudades del Reino Unido con encanto

Las villas menos conocidas

Lo cierto es que este país contiene muchos rincones que merece la pena descubrir porque tienen varias características que los hacen especiales y porque además tienen el encanto de estar libres de turismo masificado.

Estos enclaves pintorescos son los que a veces se vuelven definitivos para decidirse a visitar un país y los que seguro que convierten el viaje en algo más especial. Todos los que viajan a Londres pasan por el Támesis, pero ¿los turistas de Reino Unido conocen Conwy? Playas, bosques, lagos, parques nacionales, tejados de madera, calles empedradas. El Reino Unido está lleno de lugares preciosos en los que se han llegado a forjar leyendas.

No puedes perderte

Conwy

En el pueblo amurallado de Conwy se ha declarado Patrimonio de la Humanidad. Su imponente castillo construido a finales del siglo XIII, es el mejor sitio por el que empezar una visita, una de las más destacadas fortificaciones que construyó el rey Eduardo I de Inglaterra cuando conquistó Gales en el siglo XIII. Pero más allá del castillo vale la pena un paseo por el pueblo para contemplar sus coquetas casas, muchas de ellas de la época medieval e incluso se puede visitar alguna.

Polperro

Polperro es un pequeño y tradicional pueblo de pescadores de la región de Cornualles. Ubicado sobre una playa presenta senderos por descubrir que llevan a playas y calas poco frecuentadas. Las casas de piedra encaladas son testigo de su tradición marinera. Polperro presume de ser uno de los pueblos más bonitos de la región y hoy en día es muy visitado como destino turístico, junto con St Ives y otros pueblos de costa como Mevagissey y St Mawes.

Bourton on the water

Es un pueblo en el que los numerosos puentes bajos se tienen que cruzar y descruzar para poder pasear por el pueblo, motivo por el que la conocen como la Venecia de los cotswolds. Situado en el condado de Gloucestershire, en Inglaterra, no tiene ni cinco mil habitantes. Bourton on the water es un pueblo pequeñito, lleno de casitas de piedras, y sauces llorones que se caen sobre del rio. Es interesante conocer su museo de coches y el parque de pájaros, pero lo que más llama la atención son sus increíbles jardines.

Este sitio usa cookies, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestrapolítica de privacidad

x